22.8.07

LA ROPA SUCIA SE LAVA EN CASA, INSTALACIONES, JORGE WITTWER, SE VENDE 1, ANTOFAGASTA, CHILE, 2004



Wittwer doméstico, recupera la esencia del patio, se remite a la esencia del tendedero, de esas construcciones efímeras de todas las viviendas, de esas maravillosas tramas de colores de ropas tendidas y suspendidas que construyen cielo. Espacio doméstico de Latinoamérica, ordenados por cuerpos momificados que cuelgan, renovando, orientando, reciclando la vida de esta sociedad que se ha lavado y tendido en Antofagasta. Pueden pasar años y estos conflictos quedan guardados, escondidos, apolillándose y, con el tiempo, convirtiéndose en verdaderos capullos que solo se alimentan de rencor e incomunicación. Claudio Galeno